Producto añadido con éxito a tu carrito de la compra.
Pagar

La historia del Ginseng

Ginseng

El Ginseng se ha utilizado durante miles de años por las sociedades antiguas. Aún hoy en día, aún se cultiva y se consume mucho esta raíz. Es una planta esencial en la medicina tradicional china, pero también se utiliza para mantener un estilo de vida saludable y activo.

Aunque el cultivo del ginseng ha reducido drásticamente el precio de su raíz, el ginseng de calidad premium sigue siendo uno de los productos herbales más caros que existen.

Aunque se ha utilizado durante miles de años, se desconoce el origen de su consumo humano. El primer ejemplo documentado del consumo de Ginseng, se encuentra en unos antiguos escritos chinos que datan del siglo I d.C. En estos escritos, el ginseng se describe como iluminador de la mente y aumentador de la sabiduría, así como que su uso de forma continua, conduce a una mayor longevidad. Los herbolarios chinos observaron que el Ginseng actuaba como un afrodisíaco que incrementaba la vitalidad sexual -lo que llevó a un gran aumento de su popularidad.

Una de las formas en las que los antiguos sistemas medicinales reconocían las plantas beneficiosas, era por su parecido con los órganos humanos. Este método se conoce como la Doctrina de las Signaturas. Por ejemplo, las nueces parecen un cerebro, por lo tanto se cree que son útiles para la mente. La raíz de la planta de ginseng se asemeja a un ser humano, y por lo tanto se creía que era beneficiosa para todo el cuerpo.

Esta creencia se extendió rápidamente por toda China, y el conocimiento de la planta llevó a los señores y hasta al gobierno central a controlar las regiones en las que se sabía crecía el ginseng. Este control, y la creencia en los maravillosos poderes del Ginseng, hizo que se convirtiera en un producto tan valioso como el oro, y se libraron muchas batallas y guerras por los territorios en los que crecía. Lamentablemente, el deseo por el ginseng llevó a la población natural de la planta a agotarse casi por completo, debido a un exceso de cultivo. Hoy en día, el ginseng silvestre es extremadamente raro, lo que explica los elevados precios que puede llegar a alcanzar - unos $200.000.

La escasez del ginseng silvestre ha llevado a la aparición del Ginseng americano, que fue extraordinariamente popular en China. Sin embargo, el Ginseng americano es una planta completamente diferente, y tiene otros efectos.

Hasta el día de hoy, el ginseng silvestre escasea, aunque hay informes que indican que el número es cada vez mayores, ya que la gente ya no lo busca tanto. Pero existe un ginseng cultivado de gran calidad y que ofrece todos los beneficios para la salud por los que la planta se hizo famoso.

 

Zamnesia