Nuevo Estudio: El Dabbing es Seguro

Published :
Categories : BlogCannabis

Nuevo Estudio: El Dabbing es Seguro

El dabbing ha suscitado una polémica: Hay a quienes les encanta y los que lo consideran un tema arriesgado. Ahora, un nuevo estudio ha aclarado la cuestión: El dabbing es seguro.

Un estudio titulado "Un nuevo método de ingestión de cannabis: los peligros del dabbing" llega a la conclusión de que el dabbing "no crea más problemas ni accidentes que el uso de las flores del cannabis". Sin embargo, mencionan que "lleva a una mayor tolerancia y abstinencia (tal como lo definen los participantes), lo que sugiere que la práctica podría conducir a la aparición de síntomas de adicción o dependencia".

El dabbing es una tendencia bastante reciente, y no pocos han expresado su preocupación por la seguridad de este método. Un "dab" de aceite de cannabis extraído con butano, se coloca sobre una superficie caliente sobre la que se derrite de forma inmediata, liberando un humo fuerte y rico. Los extractos de BHO son muy potentes, incluso para fumadores veteranos, es como experimentar un subidón por primera vez - cada vez.

Parece que el peligro real del dabbing reside, una vez más, en el entorno de su prohibición. Producir BHO puede ser peligroso si no se hace correctamente. Como con todos los medicamentos, la producción se debe dejar a los especialistas que conocen todos los detalles del proceso. Esto no puede darse en un mercado no regulado, que es por lo que los incendios domésticos resultantes de la producción de BHO son más comunes de lo que deberían.

De igual manera, otro peligro real reside en un BHO mal purgado. Muchos líquidos de encendedores normales utilizados en el proceso, contienen otras sustancias que no se eliminan fácilmente, y cuando el proceso no se realiza adecuadamente, permanecen en el producto final. El BHO necesita una buena purga, que se hace mejor en un horno de vacío (que cuestan un poco). Un BHO mal purgado es peligroso y no se debe consumir nunca.

Otro tipo de preocupación que acarrea el dabbing es la imagen que da al cannabis. Las flores tienen un toque de inocencia, lo que no se puede decir de un concentrado pegajoso parecido al alquitrán. Claro que, la forma en la que se presenta una sustancia no indica su potencia ni toxicidad, pero los hechos nunca han sido el fuerte de los que se oponen al cannabis.

comments powered by Disqus