Reseña de variedad: Big Buddha Cheese

Publicaciones :
Categorías : BlogReseñas de Cepas
Última edición :

Reseña de variedad: Big Buddha Cheese


La Big Buddha Cheese es una potente híbrida a partir del cruce entre la famosa UK Cheese y una índica afgana. Produce grandes cosechas de cogollos densos con efectos eufóricos y revitalizantes.

La Big Buddha Cheese lleva más de una década entre las favoritas en Europa y especialmente el Reino Unido. Conocida por su característico olor a queso, esta híbrida índica dominante potente y aromática produce efectos eufóricos y energéticos. Una cepa perfecta para un día de paseo o dar una vuelta con tus colegas. La Big Buddha Cheese es fácil de cultivar y te dejará a ti y a tus amigos animados hasta el amanecer.

Por si no lo sabías, la Big Buddha Cheese ganó el primer premio en la Cannabis Cup 2006 en la categoría de Bancos de Semillas Índica. No es necesario aclarar que es una variedad potente y punzante, que produce grandes cosechas de cogollos cubiertos de cristales. Las flores son verde pálido y tienen el clásico olor a queso, con una fumada delicada, dulce y picante. El efecto se puede describir como energizante y eufórico, aunque manteniendo los efectos relajantes de los genes índica. La Big Buddha Cheese prospera en prácticamente cualquier entorno y será un gran fichaje para tu plantación.

GENÉTICA

La Big Buddha Cheese nació alrededor del año 2004. Un criador llamado Big Buddha cruzó la UK Cheese, una famosa cepa de reproducción exclusiva por esquejes, con una índica afgana pura. El resultado fue la Big Buddha Cheese, con sus aromas dulces y a queso y unas cosechas muy rentables. Las índicas afganas son conocidas por la cantidad de resina que producen. En este caso, la afgana contribuye al sabor de la Big Buddha Cheese y en consecuencia está repleta de sabores dulces y terrosos. También aporta mucho a los efectos realmente relajantes y típicamente índicos que produce la Big Buddha Cheese.

El fuerte olor a queso que invadirá tu cuarto de cultivo es resultado directo de la influencia de la UK Cheese. La esencia de la UK Cheese y sus sucesivos descendientes procede de una raza Skunk. Ese toque a Skunk se puede percibir en la Big Buddha Cheese, especialmente cuando se fuma o vaporiza. El fuerte olor y aroma tienen su origen en los genes de la UK Cheese. La Big Buddha Cheese presenta un equilibrio único entre colocón corporal y cerebral, muy similar a las de su ascendiente índica. UK Cheese es una variedad densa y sin duda es una característica que la Big Buddha Cheese ha heredado. Es difícil ignorar la influencia de la UK Cheese en el registro de sabores, aromas y experiencias al fumar esta cepa.

CARACTERÍSTICAS DE CRECIMIENTO

La Big Buddha Cheese estará lista para cosecha en aproximadamente 55 días de floración, aunque dejándola una semana adicional se podría conseguir un último empujón en su etapa final. Desde luego es una cuestión de gustos personales. En exterior esta cepa estará lista para cortar a finales de octubre y se estirará más que en interior. Con una altura manejable, produce colas largas y densas con cogollos muy compactos. El olor será intenso, deberás tenerlo en cuenta si estás pensando en un cultivo indoor.

La Big Buddha Cheese es una variedad fácil de cultivar y muy flexible con su entorno de crecimiento. Esto la convierte en una cepa ideal para cultivadores principiantes, pero también para expertos. Los genes afganos añaden mucha robustez, permitiéndole adaptarse a su ambiente, por si tu espacio no fuese ideal. Las colas que verás asomar por encima de su follaje serán impresionantes. Te encontrarás con flores verdes claro, cubiertas de rico cristal. La Big Buddha Cheese es una gran productora, con cosechas en torno a 450g por metro cuadrado en interior y casi lo mismo por planta al aire libre.

 

Marca

Big Buddha Seeds

Tipo

Indica dominant

Génetica

Original UK Cheese backcross X Afghani

Periodo de floración

7-9 semana

Tiempo de cosecha (Intemperie):

End of October

Ganador del Premio

Cannabis Cup (High Times)

Disponible como:

Feminized

 

La Big Buddha Cheese es resistente y puede desarrollarse bien con un pH de entre 5,8 y 6,2, empezando por arriba y disminuyendo con el tiempo. Siendo tan robusta, suele crecer en condiciones más cálidas y húmedas de lo normal, aunque la humedad ideal debería estar entre 45-55% y las temperaturas se deberían mantener por debajo de 28º. Las semillas de Big Buddha son feminizadas, así que no tienes que preocuparte de ningún tipo de polinización en tu cultivo. Al final obtendrás una gran cantidad de cogollos gordos y densos que te mantendrán feliz hasta la siguiente cosecha.

SABOR Y AROMA

Queso, queso y más queso... Con el toque justo de skunk para rematar. El cuerpo del sabor y aroma de la Big Buddha Cheese procede sin duda también de la herencia skunk de la UK Cheese. Los sabores dominantes al fumarla se podrían describir como terrosos, a queso, picantes y tipo skunk. La afgana añade un toque dulce, casi afrutado al exhalar. Se perciben terpenos cítricos al paladear el sabor y la esencia de esta cepa. Durante el cultivo desprende una fragancia potente, floral y a skunk aunque relajante.

LOS EFECTOS

La Big Buddha Cheese te animará y no te defraudará. Es sorprendentemente vigorizante y enérgica para una híbrida índica dominante. No te dejará atrapado en el sofá, de hecho quizás recibas una ola de creatividad o te sumerjas en conversaciones de lo más profundas. La Big Buddha Cheese es una cepa euforizante pero relajante. Digamos que es energética sin llegar al extremo. Además sus efectos son muy duraderos. Algunos afirman que la Big Buddha Cheese es ideal para quienes suelen sufrir algo de ansiedad al consumir marihuana. Animada pero relajante, dejándote libre de cualquier tipo de preocupaciones podría ser una descripción fiel de la Big Buddha Cheese.

Siendo una variedad tan potente, con entre un 15 y un 19% de THC, no es una sorpresa que muchos la escojan por sus propiedades calmantes. Como ya hemos mencionado, se considera una gran cepa para aliviar dolores. También se utiliza para tratar estrés, como analgésico y para levantar el ánimo en momentos de bajón. La sensación de euforia liberará tu mente de dolores y molestias dejándote seguir con tu rutina diaria. El apetito tampoco será un problema. La Big Buddha Cheese te pondrá camino de la nevera en un periquete, haciéndola perfecta para enfermos con poca hambre.

CONCLUSIÓN

La Big Buddha Cheese es una gran elección para tu cultivo si buscas potencia y cosechas abundantes. Viene de una familia importante y se desarrollará bien tanto en interior como exterior. Provoca un efecto animado y eufórico, nada excesivo y perfectamente controlable. Es una gran cepa tanto para cultivadores novatos como expertos. Produce considerables cosechas de cogollos cubiertos de resina que no te defraudarán. En definitiva, la Big Buddha Cheese es una cepa premiada en concursos que será un gran fichaje para tu plantación.

 

         
  Cory  

Escrito por: Cory
Cory es un expolicía estadounidense que trabaja para la industria del cannabis - aportando conocimientos útiles desde ambas perspectivas.

 
 
      Infórmate sobre nuestros escritores  

Productos Relacionados