¿Deberías Plantearte Fumar Setas Alucinógenas?

Publicaciones :
Categorías : BlogSetas Mágicas

Fumar Setas Alucinógenas


Buscar los límites suele conducir a nuevas experiencias. Está probado y demostrado que el consumo de setas alucinógenas nos puede transportar a viajes increíbles, ¿así que por qué no romper con lo establecido? Fumar hongos psilocibios podría ser una nueva alternativa, ¿pero merece la pena probarla?

El concepto de fumar setas alucinógenas probablemente parezca absurdo para muchos. Al fin y al cabo, como suele decirse, “si algo funciona, mejor no tocarlo”. Es decir, el método de ingesta de setas mágicas está más que probado y demostrado, y además aprovecha al máximo su absorción. Si sabemos que el consumo por vía oral es el método que nos aporta el mejor viaje y más eficiente, es comprensible que sintamos menos curiosidad por experimentar con otros métodos de consumo.

La ingestión de setas alucinógenas también ayuda a asegurarnos de que un colocón no se ve alterado o distorsionado por los efectos de otras sustancias. Cuando fumamos setas, sin embargo, la mezcla podría incorporar tabaco, marihuana o incluso papel de liar. Todas estas sustancias adicionales que estamos añadiendo producen sus propios efectos secundarios, que en ocasiones marcan la diferencia entre un buen viaje y uno malo.

¿DEBERÍAS FUMARTE UNAS SETAS ALUCINÓGENAS?

El Realzamiento De Colores Y Sonidos

Lo primero es lo primero: ¿de verdad se pueden fumar las setas alucinógenas? La respuesta más simple a esta pregunta es que sí, pero con una advertencia. Los hongos psilocibios son una variedad de setas que contienen psilocibina. Y es este compuesto el que concede a la seta sus propiedades psicoactivas: la distorsión del tiempo, el realzamiento de colores y sonidos, así como sentimientos intensos de euforia, son solo algunos de los resultados que obtendremos con su consumo.

Si sabemos que tomarnos unas setas, tanto crudas como deshidratadas, nos colocará tal y como estamos buscando, ¿cuál es la razón para fumárselas? El problema al que se enfrentan quienes fuman setas alucinógenas es que la psilocibina tiene un punto de ignición muy bajo, de apenas 180°C. Si tenemos en cuenta que los porros y los cigarrillos arden a una temperatura de 500 a 900°C, el efecto que produce habitualmente el consumo de setas se desvanecerá en el proceso de la combustión. Pese a ello, algunos consumidores afirman que fumar setas además de ingerirlas, mejora la efectividad general de su viaje.

¿CÓMO FUMAR SETAS?

Fumar Setas

Ahora que hemos despertado tu interés, ¿qué es lo que implica el proceso de fumar hongos psilocibios? Es evidente que está aceptado formalmente que las setas se fuman en conjunción con otra sustancia. Seamos honestos: sería extraño que quisieras prenderle fuego a un champiñón gigante, por más que acabase siendo el mejor viaje de tu vida.

La mayoría de la gente mezcla las setas molidas con tabaco, tal y como te fumarías un cigarro normal. Podrías incluso considerar la posibilidad de usar un grinder para picar las setas y mezclarlas con la hierba, de forma que obtengas una experiencia más similar a fumarte un porro. Algunos optan por fumar las setas mágicas mientras a la vez se las comen. Recuerda que todo lo que describimos está basado en anécdotas y experiencias personales, ya que no existen pruebas científicas que confirmen estas prácticas.

EFECTOS POSITIVOS DE FUMAR SETAS

Efectos Positivos O Negativos De Setas

Pese a la falta de investigación en la materia, fumar setas en vez de comérselas puede inducir muchos efectos. La mayoría de ellos se centran en sensaciones de euforia y de profundidad. Básicamente, fumar setas proporciona una versión más suave de la experiencia del colocón que cuando las ingerimos. Si eres capaz de disfrutar de estas ráfagas de emociones durante un buen viaje, podrías sentir lo siguiente:

  • Aumento de la creatividad
  • Sensaciones inspiradoras
  • Mejora del estado de ánimo: intensa sensación de felicidad
  • Sensación de asombro y sorpresa: apreciación de la naturaleza, de las vistas y los sonidos

PELIGROS DE FUMAR SETAS

El peligro de fumar setas recae en el propio acto de fumar, más que en los hongos en sí. El problema principal es que las esporas de la setas se atasquen en tu garganta o pulmones como resultado de la inhalación. Además, mezclar los hongos con tabaco y otras sustancias podría conllevar riesgos adicionales. Entre los peligros potenciales que deberías tener en cuenta antes de decidir si quieres fumar setas o no, podemos mencionar que esta práctica podría producir inflamación del pecho y de la garganta, o incluso asfixia.

EFECTOS SECUNDARIOS DE FUMAR SETAS

Mal Viaje

Independientemente de que te hayas decidido por fumar o ingerir las setas, los efectos secundarios de la psilocibina son los mismos. Una vez llega a tu cuerpo, los efectos secundarios negativos pueden manifestarse de muchas formas. Entre los factores que influyen en un “mal viaje” están tu experiencia previa tomando setas, tu estado de ánimo actual y la cantidad que hayas consumido.

Pero siempre es recomendable que tengas cuidado. Si es la primera vez que te dispones a fumar setas alucinógenas, empieza poco a poco y asciende gradualmente. Por ejemplo, comienza con un porro para ver cómo te encuentras y ve probando. Fumar setas mezcladas con hierba conlleva sus propios riesgos, así que todo depende de tu conocimiento actual y de tu grado de experiencia.

Algunos de los efectos negativos de las setas son:

  • Paranoia
  • Ansiedad
  • Vómitos
  • Miedo
  • Confusión
  • Pérdidas de memoria

LOS EFECTOS DE FUMAR SETAS FRENTE A COMERLAS

Consumir Setas Por Boca

Mientras el debate continúa abierto, la realidad actual de fumar setas es bastante reveladora. Lo cierto es que hay pocas pruebas médicas o científicas que respalden fumar setas en vez de comerlas. Sabemos que el agente activo que provoca psicosis, la psilocibina, se quema durante el proceso, lo que elimina parte de su potencial para inducir el viaje psicoactivo. Con la información de la que disponemos, ingerir setas sigue siendo el mejor método y el más efectivo para colocarse. Este procedimiento probablemente continuará siendo el principal, al menos hasta que existan suficientes datos que respalden los beneficios de la combustión de las setas alucinógenas.

Los riesgos que implica fumar setas son mayores. Debido a que no colocan tanto, sus consumidores quizás se sientan tentados a mezclarlas con otras sustancias, ya sea con alcohol o cannabis. Al combinar este tipo de sustancias, el resultado puede ser un buen viaje con grandes sensaciones, pero también podría resultar horrible. Debido a este riesgo, no se recomienda fumar setas. Y la razón fundamental es que cuando se consumen de este modo, apenas producen los beneficios que se le atribuyen.

Lucas

Escrito por: Lucas
Lucas es un escritor a tiempo parcial y un visionario a tiempo completo. Un psiconauta anónimo camuflado con su traje de corbata, que trabaja para llevar racionalidad a las masas.

Infórmate sobre nuestros escritores

Productos Relacionados