Por fin se lleva a cabo un estudio sobre el cannabis y el TEPT

Publicaciones :
Categorías : BlogCiencia

Por fin se lleva a cabo un estudio sobre el cannabis y el TEPT


La Dra. Sue Sisley, una pionera de la investigación sobre el cannabis como tratamiento del trastorno de estrés postraumático en veteranos, por fin puede llevar a cabo su innovador estudio.

La Dra. Sue Sisley del Instituto de Investigación Scottsdale de Phoenix, Arizona, ha ganado una doble batalla, tanto a nivel personal como para sus pacientes. Su estudio sobre el consumo de marihuana como tratamiento del estrés postraumático (TEPT) en veteranos de guerra, por fin se va a llevar a cabo, tras numerosos intentos fallidos. En el 2014, Sisley fue despedida de la Universidad de Arizona dos meses después de obtener la aprobación federal para recibir cannabis procedente de una plantación del gobierno en Mississippi. En el 2010, ya había obtenido permiso oficial por parte de la FDA para investigar este asunto. Sisley se ha convertido en una de las principales voces de Estados Unidos que reclaman más investigaciones sobre el cannabis en general y el TEPT en particular.

Sin embargo, el estudio de Sisley no es el único que analiza el efecto de la marihuana medicinal sobre esta afección. En Canadá, la Universidad British Columbia también está preparándose para el primer estudio del país sobre el cannabis y el trastorno de estrés postraumático.

Este tipo de avances en ambos países son la prueba de la rapidez con que la ciencia se está haciendo cargo de lo que la fallida guerra contra las drogas no ha conseguido - en particular, con estudios financiados por el gobierno. Tan sólo el año pasado, a los médicos del gobierno estadounidense se les prohibía, bajo amenaza de despido, incluso hablar sobre marihuana medicinal con sus pacientes veteranos.

El estudio de Sisley está financiado por el estado de Colorado - con fondos recaudados a través de los impuestos de la industria legal del cannabis - y será llevado a cabo junto con investigadores de la Universidad Johns Hopkins, MAPS (la Asociación Multidisciplinaria de Estudios Psicodélicos), la Universidad de Pennsylvania y la Universidad de Colorado.

EL TEPT Y LA UE

PTSD brain

El trastorno de estrés post-traumático es una afección que afecta a las personas que han estado expuestas a situaciones sumamente violentas con frecuencia, y se caracteriza por "flashbacks", ansiedad e incapacidad para conciliar el sueño. En otras palabras, el cerebro entra en un estado de sobre estimulación que es sumamente angustioso para el enfermo. Este trastorno se suele observar en los soldados que regresan del frente y, al menos en EE.UU., es una de las principales causas de discapacidad entre los veteranos. Si bien en Europa ha habido menos demanda de una reforma médica que incluya este tratamiento, ya que los europeos sirven con menos frecuencia en zonas de combate, el TEPT es un trastorno que ocupa un papel importante en la investigación pro-cannabis que se ha estado llevando a cabo aquí. Por ejemplo, hace cinco años que unos investigadores de Bonn, Alemania, presentaron sólidas pruebas de que esta droga mejora enormemente la calidad de vida del enfermo de TEPT, así como la de pacientes con dolor crónico.

A partir de hoy, el TEPT es un trastorno para cuyo tratamiento se prescribe marihuana medicinal, allí donde ésta es legal. En Alemania, donde la droga será reclasificada el próximo año y estará cubierta por el seguro médico, el TEPT forma parte de las afecciones que estarán cubiertas, y unos 5.000 pacientes (no todos ellos con TEPT) ya han probado algún tipo de THC, aunque en forma de pastillas, aerosoles o gotas.

Esto es especialmente importante dada la preponderancia de los estudios anti-legalización que se llevaron a cabo hasta finales del siglo pasado en Europa. En 1987, Suecia realizó un infame estudio con más de 50.000 soldados que también consumían cannabis, y en el que se concluyó que la droga causaba esquizofrenia y psicosis. Un estudio alemán y dos de Nueva Zelanda, realizados a finales de los años 90, llegaron a la misma conclusión. Un famoso estudio británico publicado en el 2011 y basado en datos recopilados durante 10 años de 1.923 adolescentes alemanes, encontró un importante vínculo entre el consumo de cannabis en adolescentes y la psicosis.

Sin embargo, este tipo de investigaciones no se han vuelto a escuchar en la actualidad, ya que están ampliamente desacreditadas por una sencilla razón. Analizaban a sujetos menores de edad o a participantes que ya padecían un trastorno psicológico grave y que consumían la droga, en lugar de investigar la razón por la que lo hacían y el efecto de su consumo en la reducción de los síntomas.

Desde principios de este siglo, la mayoría de investigadores, tanto en los Estados Unidos como en Europa, tienden a analizar el por qué una gran variedad de personas consume esta droga, así como la forma en la que inhibe o incluso acaba con los síntomas que van desde trastornos psicológicos hasta el dolor crónico. De hecho, en el 2012, un equipo de investigadores alemanes de la Universidad de Colonia, descubrió que la marihuana es uno de los fármacos antipsicóticos más eficaces que existen, incluso para personas que sufren "psicosis". Hasta la revisión de las investigaciones existentes sobre el consumo de cannabis de la Universidad de Heidelberg, publicada el año pasado en la revista alemana Deutsches Ärzteblatt Internacional, se centra en el llamado consumo "recreativo", en lugar del "medicinal", con un enfoque sobre los rasgos y trastornos de la personalidad adictiva. Los autores de este estudio sólo fueron capaces de determinar que un total de 9% de los usuarios mostraban signos de "adicción".

¿CÓMO AYUDA LA MARIHUANA A LOS ENFERMOS DE TEPT?

Se sabe que el cannabis medicinal es uno de los medicamentos más eficaces para combatir el trastorno de estrés postraumático, sobre todo porque es imposible tomar una sobredosis durante un ataque especialmente grave. Los investigadores creen que funciona tan bien con este grupo de pacientes porque impide que el cerebro acceda de forma automática e inconsciente a recuerdos dolorosos, así como al dolor físico, lo que de lo contrario provocaría una serie de angustiosos efectos psicológicos y físicos, entre los que se incluye la ansiedad, el miedo, la rabia, la depresión y la falta de apetito.

¿ES LA MARIHUANA LA ÚNICA OPCIÓN?

Los enfermos de TEPT que consumen cannabis bajo supervisión médica muestran un notable progreso en todos los aspectos. Dicho esto, el tratamiento más eficaz para este tipo de pacientes también debe incluir una terapia cognitiva conductual, en la que se les enseña a sustituir los pensamientos o recuerdos angustiosos por imágenes más positivas, y a conceptualizar y llevar un estilo de vida más saludable en general (con ejercicio habitual y una dieta sana). Dependiendo del país en el que vivas, puede ser muy difícil encontrar médicos que estén dispuestos a recetar esta droga. Es muy importante encontrar una asistencia médica en la que estén dispuestos a trabajar contigo.

 

         
  Guest Writer  

Escritores invitados
En ocasiones tenemos escritores que colaboran con el blog de Zamnesia. Proceden de entornos muy diversos y son expertos en distintas áreas, por lo que sus conocimientos son muy valiosos.

 
 
      Infórmate sobre nuestros escritores  

Productos Relacionados