Product successfully added to your shopping cart.
Check out

Mosca blanca

La mosca blanca es el nombre dado a una variedad de insectos pertenecientes a la familia de los Aleyrodidae. Son miembros pequeños del orden de los homópteros que se alimentan del dorso de las hojas de las plantas. Dañan a las plantas perforando su floema (tejido que transporta azucares) y como resultado ésta pierda su turgencia, además de reaccionar ante la saliva toxica de las moscas blancas.

Las moscas blancas pueden diezmar con rapidez una planta entera, debido a que viven en grandes grupos. Su impacto puede ser tan grave que al rozar una hoja por casualidad, se levanta una bandada de moscas blancas, que revolotean alrededor antes de volver a aterrizar en el dorso de la hoja. También excretan mielina, que puede convertirse en una fuente de alimento para los mohos, a la vez que su viscosidad puede representar un problema para algunas plantas, como el algodón.

Poseen una forma extraordinariamente adaptada de metamorfosis. La vida comienza en la inmadura etapa pre-adulta, cuando las moscas son individuos móviles antes de acoplarse rápidamente a una planta. La fase anterior a la adulta se llama crisálida, aunque técnicamente no es lo mismo que la verdadera pupación experimentada por los insectos holometábolos (metamorfosis completa como la de las abejas y las mariposas).

Una de las especies mas conocidas es la mosca blanca de invernadero (Trialeurodes vaporariorum), una plaga de la horticultura de invernadero. Otras especies también conocidas son la silverleaf o mosca blanca del boniato (Bemisia argentifolii) y la mosca blanca de alas con bandas (Trialeurodes abutiloneus).

Cómo se combaten

Combatir la mosca blanca es difícil, ya que ha desarrollado una resistencia a muchos pesticidas. El Departamento de Agricultura de los Estados Unidos recomienda prevenir la infestación con el uso de una agente bilógico siempre que sea posible. Aconsejan la utilización de trampas amarillas y pegajosas para detectar la presencia de la mosca blanca y la aplicación selectiva de un insecticida. También se puede combatir con la ayuda de sus enemigos naturales, como la familia icneumonoidea de avispas parásitas, que atrapan a la mosca blanca para alimento y la larva de las crisopas también ataca a la mosca blanca y las succiona hasta dejarla vacía.