Molécula de la Felicidad Semejante al THC en las Trufas Negras de Lujo

Publicaciones :
Categorías : BlogCannabisCiencia

Molécula de la Felicidad Semejante al THC en las Trufas Negras de Lujo

Resulta que los amantes de la buena cocina se pueden colocar sin saberlo, ya que las trufas negras de lujo ¡contienen unos compuestos parecidos al cannabis!

Gracias a su rareza y a su extraordinario sabor terroso parecido al cacao, las trufas negras están consideradas como el máximo de la comida gourmet. Y si se tiene en cuenta que cuestan unos €250 por 100 gramos, ¡las trufas negras no es algo que te esperas que sirvan en el McDonalds de la esquina!

Pues bien, ahora unos científicos afirman que no es solo su delicado sabor y escasez lo que hace que las trufas negras estén vistas como un artículo de lujo, parece que también pueden colocar a los que las comen.

Unos investigadores de la Universidad de Roma han averiguado recientemente que las trufas negras contienen anandamida, una "molécula de felicidad" que causa la liberación de sustancias químicas de bienestar en el cerebro. Y no sólo esto, también se sabe que la anandamida alivia los síntomas y el dolor de la depresión, de la misma forma que el THC y los otros compuestos del cannabis.

Y lo más interesante es que las trufas negras no utilizan la anandamida para sí mismas – no tienen los receptores necesarios. Se cree que la crean para animar a otros animales a comerlas, ayudándoles así en la reproducción, por medio de la distribución de sus esporas a través de la materia fecal.

Las trufas negras se encuentran en los bosques de Europa, sobre todo en países como España y Francia. Pueden tardar hasta 10 años a madurar, y son bastante difíciles de encontrar, por lo que los granjeros a menudo utilizan las agudas narices de los cerdos para localizarlas.

El hecho de que contengan un compuesto psicoactivo es un descubrimiento bastante notable, y podría explicar por qué las trufas son tan populares entre los comensales finos que se lo pueden permitir.