¿Quién lo hubiera imaginado? ¡Los animales también se colocan!


Última edición :
Publicaciones :
Categorías : BlogCiencia

Los animales y colocan


Los monos, las moscas y los pájaros son algunas especies que reaccionan y hasta buscan drogas como el alcohol para experimentar sus efectos. Algunos consumen sustancias alteradoras de la mente como parte de su dieta, y han desarrollado resistencia.

El ser humano no es el único miembro del reino animal que busca sustancias de origen natural para crear un estado alterado de la mente. Resulta que varias especies hacen lo propio en su entorno. En el laboratorio, otros animales desarrollan una tendencia a recrearse en drogas psicoactivas que les son suministradas. Es fascinante comprobar que los humanos no somos los únicos que participamos de esta misteriosa y antigua actividad.

Tanto las culturas antiguas de cazadores-recolectores como los miembros de las civilizaciones modernas, consumen diversas sustancias para inducir estados alterados de la mente por numerosas razones. Muchas culturas tribales utilizan plantas visionarias en sus ceremonias como importantes sacramentos. La reciente oleada de psiconautas y el estudio de sustancias psicodélicas en las sociedades occidentales, es otra muestra de la en apariencia imperecedera relación entre el ser humano y el deseo de explorar ambos planos físico y mental.

¿Qué otras especies tienen una relación con los compuestos psicoactivos? Y ¿qué clase de sustancias les atraen?

MUSARAÑAS BEBEDORAS

Según un estudio, la musaraña de cola plumosa malaya tiene una dieta compuesta casi en su totalidad por alcohol. Su bebida favorita es un néctar fermentado proveniente de la palmera bertam. Esta fermentación se produce por la presencia de levadura en los botones florales. Se cree que este néctar tiene un contenido de alcohol de hasta el 3,8 por ciento, bastante fuerte teniendo en cuenta lo pequeño que es este animal. Aunque disfrutan de enormes cantidades de alcohol, no muestran ningún signo de intoxicación. Los científicos creen que han desarrollado un atributo que les permite tolerar grandes cantidades de alcohol.

ROEDORES ADICTOS AL SPEED

ROEDORES ADICTOS AL SPEED

Los ratones presentan profundos cambios cerebrales tras habérseles administrado grandes dosis de anfetaminas, o speed, en un intento por emular la cantidad de metanfetamina consumida por el ser humano en pleno atracón. Los resultados muestran que las ansias por la droga siguen presentes meses después del abandono de la misma.

PECES FARMACÉUTICOS

Se ha descubierto que ciertos fármacos afectan al comportamiento de algunas especies de peces. Los investigadores de un estudio que analiza este hecho, dicen: "el estudio del comportamiento animal es importante tanto para la ecología como la ecotoxicología; sin embargo, la investigación en estos dos campos se está desarrollando de forma independiente. Aquí, sintetizamos los conocimientos disponibles sobre las alteraciones del comportamiento de los peces inducidas por las drogas, examinamos las posibles consecuencias ecológicas, e informamos de los resultados de un experimento en el que se cuantifica el consumo y efecto de una droga psiquiátrica sobre un pez depredador (Perca fluviatilis) y sus invertebradas presas (Coenagrion hastulata)".

Los investigadores explican los cambios de comportamiento que tuvieron lugar: "la perca se tornó más activas, mientras que el comportamiento del zigóptero no se vio afectado, lo que pone de manifiesto que los efectos conductuales de los fármacos pueden diferir entre especies".

Sin embargo, a diferencia de las musarañas que buscan de forma voluntaria su sustancia favorita, muchas criaturas acuáticas están expuestas a drogas, como los antidepresivos, que modifican su comportamiento debido a la contaminación del agua.

MACACOS ALCOHOLICOS

Macacos alcoholicos

Los macacos son unos monos de tamaño mediano. Existen alrededor de 20 especies, que se encuentran principalmente en el sudeste de Asia, Indonesia y la India, y también viven en las ciudades junto a los humanos. Aunque su dieta típica consiste en frutas, bayas, semillas y corteza, se sabe que disfrutan, y mucho, del alcohol. Según unos estudios, si se les deja solos con alcohol, las hembras beben tanto que paran de ovular.

MONOS COLOCADOS

Al mono ardilla podría gustarle la marihuana, en particular el cannabinoide psicoactivo THC. Un estudio averiguó que unos monos sin previa exposición a las drogas, aprendieron a tirar de una palanca que les suministraba dosis intravenosas de THC, demostrando que el THC podría actuar como un eficaz reforzador del comportamiento con respecto al consumo de drogas en monos.

ORUGAS MASTICADORAS DE COCA

Orugas masticadoras de coca

La oruga de la especie Eloria noyesi incluyen en su dieta hojas de la planta de coca. La planta de la coca es la fuente de la cocaína, pero muchas personas mastican sus hojas para potenciar el rendimiento físico y aliviar la fatiga. Al igual que las musarañas inmunes al alcohol, esta especie de oruga tiene una gran resistencia a las sustancias activas contenidas en las hojas.

MOSCAS DE LA FRUTA EBRIAS

Un estudio demostró que las moscas de la fruta rechazadas por las hembras, son mucho más propensas a elegir alimentos que contengan alcohol que las moscas macho que pueden aparearse. El Dr. Markus Heilig, del Instituto Nacional sobre Abuso de Alcohol y Alcoholismo y el Instituto Nacional sobre Abuso de Drogas, comenta: "Leer este estudio es como echar la vista atrás para ver el origen del circuito de la recompensa del cerebro, que dirige conductas fundamentales como el sexo, comer y dormir".

 

         
  Luke Sumpter  

Escrito por: Luke Sumpter
Luke Sumpter es un periodista afincado en el Reino Unido, especialista en salud, medicina alternativa, hierbas y remedios psicoactivos. Ha escrito para medios como Reset.me, Medical Daily o The Mind Unleashed sobre estos y otros temas.

 
 
      Infórmate sobre nuestros escritores  

Productos Relacionados