Reseña de Cepa: Pineapple Kush

Published :
Categories : BlogCannabisReseñas de Cepas

Reseña de Cepa: Pineapple Kush

La Pineapple Kush es un sabroso capricho que beneficia a usuarios tanto recreativos como medicinales. Con su efectos edificante y su agradable aroma tropical, esta cepa bien merece la dedicación de todo aficionado al cannabis.

La Pineapple Kush es un buen ejemplo de cepa que aprovecha sus genes de la vieja escuela para crear una maravilla eterna. Aunque no se sabe quién es el creador de la Pineapple Kush (o quizás sea un secreto muy bien guardado), la primera vez que esta cepa apareció en escena fue por el cruce de la Pineapple con la Master Kush. Con el paso del tiempo, se ido adaptando y perfeccionando por parte de diferentes criadores para mantener las cualidades que han hecho famosa a esta exótica belleza, al mismo tiempo que se han mejorado sus diversas características. Un buen ejemplo es el trabajo de Royal Queen Seeds. Su versión de la Pineapple Kush ha sido creada mediante el cruce de la Pineapple con la OG Kush, y el resultado es una planta que produce brotes de una mejor calidad, pero con el mismo sabor y subidón de la original.

La experiencia

Como su nombre sugiere, la Pineapple Kush posee un fuerte y característico aroma a piña. Esto también se nota en el sabor de su humo, junto a matices terrosos y un toque de dulzor. Una calada basta para llevarte al paraíso tropical. La implacable fuerza de la Pineapple Kush te cubrirá de euforia instantánea y llevará a tu mente al cielo. Mientras tu mente está distraída, la Pineapple Kush se introduce en tu cuerpo relajando la tensión de los músculos. Es muy fácil sufrir el efecto sofá con esta cepa, por lo que es mejor ir con cuidado (a no ser que te guste saltar en el lado profundo). Incluso con un cierto grado de precaución, muchos fumadores novatos se sienten abrumados tras una o dos caladas.

Pineapple Kush

No es solo recreativa, los usuarios medicinales también pueden beneficiarse.

En términos de uso medicinal, la Pineapple Kush no decepciona. Debido a sus propiedades edificantes y a su potente fortaleza, se suele utilizar sobre todo para el tratamiento del estrés, la ansiedad, la depresión y el dolor. Unos informes anecdóticos también informan de su uso para el ADD/ADHD, las migrañas, el trastorno bi-polar y la artritis.

Los análisis revelan que la Pineapple Kush contiene un nivel de THC del 18 - 23%, y un contenido de CBD de entre 1 y 4 %.

La Pineapple Kush en el cuarto de cultivo

La Pineapple Kush es bastante estándar en cuanto a su crecimiento, y puede ser criada con un buen grado de éxito por novatos - aunque hay otras cepas más fáciles. Bajo mano experta, la Pineapple Kush prospera y produce unos brotes que van más allá y aún más. En el interior, esta belleza tiende a crecer hasta alturas de 70-120 cm, y tiene un período de floración de 7 a 8 semanas. En el exterior, la Pineapple Kush crece mucho más alta, llegando hasta los 180 centímetros. En esta situación, suele estar lista para la cosecha a finales de septiembre. A medida que crece, produce uno brotes densos y resinosos que se cubren de un bosque de pelos naranjas; de tal manera que el naranja se superpone al verde - aumentando su misticismo exótico. En cuanto a sus rendimientos, la Pineapple Kush puede producir cosechas de 500-550 gramos/m2 en el interior y de 500-550 gramos por planta en el exterior, lo que es un botín muy respetable.

En general, la Pineapple Kush tiene mucho a su favor. Tiene la potencia. Tiene el sabor. Tiene los rendimientos. Si disfrutas del sabor a frutas del cannabis, tienes que probar la Pineapple Kush. E incluso si prefieres otros sabores, aquí hay mucho para apreciar.

¿Alguna vez has probado la Pineapple Kush? ¿Has experimentado de primera mano el potente viaje a los trópicos? Dinos que piensas en la sección de comentarios de más abajo.

Disponible en:

comments powered by Disqus