Elaboración de cerveza: cómo hacerla en tu propia casa

Publicaciones :
Categorías : BlogCerveza CaseraCómosRecetas
Última edición :

Elaboración de cerveza


Una de las bebidas más famosas de todo el mundo se puede hacer en casa fácilmente. Aquí os contaremos, paso a paso, el proceso de elaboración de cerveza casera. Puedes experimentar con muchos estilos y sabores diferentes, así que sé creativo.

La cerveza es una de las bebidas más populares en todo el mundo, se bebe en todas partes, así que, ¿por qué no hacer la tuya tú mismo? Hay multitud de sabores y estilos, y aprender a elaborarla puede ser muy gratificante. No sólo puedes escoger todos los ingredientes de tu cerveza y adquirir una nueva habilidad, sino que dependiendo de tu amor por ella, podrías ahorrarte mucho dinero al hacerte la tuya. Empecemos.

RECOPILA TUS INGREDIENTES Y UTENSILIOS

Por supuesto, el primer paso del proceso es asegurarte de que tienes todo el equipamiento necesario:

  • Malta/extracto
  • Lúpulo
  • Levadura
  • Agua
  • Hervidor de agua
  • Cuchara para revolver
  • Recipiente medidor
  • Abrelatas
  • Colador
  • Termómetro
  • Fermentador (con tapa)
  • Borboteador o airlock
  • Azúcar para carbonatar
  • Cubo con grifo de embotellado
  • Sifón automático
  • Llenador de botellas
  • Botellas
  • Tapones
  • Taponadora de botellas

LIMPIA TU EQUIPAMIENTO

Si no limpias todo perfectamente, podrías arruinar tu cocimiento de cerveza. Por razones obvias deberás utilizar productos de limpieza sin olores y asegurarte de que limpias a conciencia todo tu equipamiento para la elaboración de cerveza. Además, también tendrás que higienizar tu zona de trabajo. Cualquier tipo de partícula podría llegar a tus instrumentos, atrayendo a microorganismos que arruinarían tu producto. Así que mantén todo completamente limpio.

Para limpiar tu equipamiento es mejor utilizar una solución específica para equipamiento de elaboración de cerveza. Podrás informarte mejor y comprar estos limpiadores en tiendas para cerveceros o por internet. También hay higienizantes para la elaboración de cerveza casera que puedes usar durante todo el proceso, además de para lavarte las manos. Porque tus manos también tendrán que estar siempre limpias.

CALIENTA EL AGUA

Bien, el primer paso es echar 3,8 litros de agua en la olla y llevarla a ebullición. Lo siguiente será añadir extracto de malta seco o líquido. Así que una vez que el agua hierva, saca la olla del fuego y echa lentamente tu extracto de malta. Tendrás que revolver el agua y asegurarte de que la malta no se pegue a las paredes de la olla. Sigue revolviendo a medida que la vas añadiendo poco a poco.

Termómetro cerveza temperatura

HIERVE DE NUEVO

Una vez el extracto de malta se ha disuelto por completo, vuelve a hervir lentamente la mezcla. El agua debería hervir de nuevo en poco tiempo.

AÑADE EL LÚPULO

A medida que la mezcla vuelve a hervir, añade el lúpulo en la olla con el agua hirviendo.

Elaboración de cerveza Lúpolo

HIGIENIZA EL EQUIPAMIENTO

Una higienización completa elimina cualquier organismo vivo presente en el equipamiento y que podría contaminar la cerveza, como levaduras silvestres y bacterias. Se recomienda usar sanitizantes sin necesidad de aclarado, porque son muy fáciles de usar y se pueden comprar en tu tienda de artículos para cerveceros.

DEJA ENFRIAR EL MOSTO

Tras media hora hirviendo, ya has conseguido crear tu mosto, el líquido sin fermentar que se convertirá en cerveza. Llena el fermentador limpio y sanitizado hasta la mitad con agua fría. Añade el mosto caliente tras dejarlo reposar 5 minutos. Llena el fermentador con 18,9 litros de agua fría, y deja que el mosto repose hasta que la temperatura baje a unos 21-24ºC.

ECHA LA LEVADURA

Cuando la temperatura del mosto haya disminuido, sanitiza el paquete de levadura y echa el contenido.

Elaboración de cerveza Levadura

CIERRA EL FERMENTADOR

Sella el fermentador con un airlock y un tapón también higienizados. Si usas un cubo fermentador, normalmente no es necesario usar un tapón para el airlock. El airlock se puede rellenar con sanitizante sin aclarado o un alcohol de alta graduación.

GUARDA EL FERMENTADOR

En 1-2 semanas, la levadura habrá convertido los azúcares fermentables del extracto de malta en CO₂ y alcohol. Se trata del proceso de fermentación. Mantén la temperatura en la franja necesaria para el tipo concreto de levadura que estés utilizando. El mosto no debería moverse ni estar expuesto a la luz. Para esta receta en particular, deberías dejar el fermentador en la parte interior de la franja recomendada de 18 a 24ºC.

CONTROLA LA FERMENTACIÓN

Tras 12-72 horas deberías poder comprobar la fermentación gracias al burbujeo en el airlock.
Esas burbujas son causadas por el CO₂, un subproducto de la fermentación. Si el burbujeo se ralentiza o se para, no significa necesariamente que la fermentación haya acabado. Otra señal visible de la fermentación, es la capa de espuma que se forma por encima del mosto, que se conoce como krausen.

Elaboración de cerveza fermentador

AÑADE EL AZÚCAR PARA CARBONATAR

Una vez hierva, añade 142g de azúcar para carbonatado (dextrosa) y deja que siga hirviendo durante 10 minutos. Si hierves menos de 18,9 litros, una buena regla de referencia es usar 28g de dextrosa por cada 4 litros de cerveza.

ECHA EL MOSTO EN EL CUBO

Tras hervir durante 10 minutos, retira el mosto del fuego y echa la solución de azúcar para carbonatar en tu cubo de embotellado ya limpio e higienizado.

TRANSFIERE LA CERVEZA

Usando equipamiento limpio y sanitizado, como un sifón automático o un llenador de botellas, pasa la cerveza del fermentador al cubo de embotellado. Nota: crea un remolino en el cubo de embotellado para mezclar el azúcar de manera uniforme sin salpicar. Evita transferir los residuos sólidos (trub o sedimentos) del fondo del fermentador al embotellador.

INSTALA EL LLENADOR DE BOTELLAS

Ajusta el llenador de botellas al grifo con un trozo pequeño de tubería para uso alimenticio.

LLENA LAS BOTELLAS

Nota: asegúrate de higienizar todos estos instrumentos.
Llena las botellas limpias y sanitizadas hasta el borde del cuello de la botella.
Cuando retires el llenador de botellas, la cantidad debería ser perfecta (sobre unos 2,5cm desde el borde superior de la botella) y uniforme en cada botella.

PON LAS CHAPAS A LAS BOTELLAS

Tapona cuidadosamente las botellas, con chapas sanitizadas y usando un taponador de botellas limpio. Deja las botellas a temperatura ambiente, alrededor de 21ºC, y déjalas reposar para que se carbonaten.

Bottle Beer

DISFRUTA

Tras unas 2 o 3 semanas, ¡abre una botella y saborea los frutos de tu trabajo! ¡Salud!

VIDEO: Cómo Elaborar Cerveza Casera

 

         
  Guest Writer  

Escritores invitados
En ocasiones tenemos escritores que colaboran con el blog de Zamnesia. Proceden de entornos muy diversos y son expertos en distintas áreas, por lo que sus conocimientos son muy valiosos.

 
 
      Infórmate sobre nuestros escritores  

Productos Relacionados