Producto añadido con éxito a tu carrito de la compra.
Pagar

Crisopas y cannabis

Crisopas

El cuerpo de la crisopa es fino y alargado, de color verde o amarillo verdoso. Se parecen un poco a los mosquitos, pero sus alas son mucho más grandes y redondeadas, con finas venas muy marcadas. En reposo, sus alas se cierran sobre la espalda como un toldo, y en vuelo relucen con un brillo nacarado. No son voladores agiles o rápidos y se pueden cazar al vuelo con mucha facilidad. Sus cuatro alas tienen la misma forma y se mueven independientemente unas de otras. Las crisopas son vulnerables; sus alas se dañas con facilidad, tras lo cual no son capaces de volar a las plantas de las que se alimentan.

Prevención y alimentación

Crisopa marrón Las crisopas vienen en varias especies y tamaños, de las cuales una de las más conocidas es la crisopa marrón (Micromus variegatus), que es menos común. Mariquitas vs crisopasLa crisopa verde se encuentra en todo el mundo con la excepción de Australia y la Antárctica.

Esta crisopa es muy conveniente porque se alimenta de enormes cantidades de pulgones, sobre todo en su fase de larva. El imago (adulto) se alimenta sobre todo de las secreciones de los pulgones (mielada) y de polen. Las hembras también se comen algún pulgón que otro, sobre todo cuando estas preñadas con huevos. Los pulgones son el alimento exclusivo de las larvas, que son verdaderas máquinas de comer y se parecen un poco a la larva de la mariquita.

Los pulgones no son realmente devorados sino succionados, como la araña roja y la mosca blanca, otras plagas de las plantas. En la horticultura de invernadero, las crisopas se usan en masa para limpiar infestaciones de pulgones. Una sola larva puede engullir hasta 50 pulgones al día.

Desarrollo

Larva come lacewing pulgón

Los huevos se depositan entre las colonias de pulgones, en tallos largos que están diseñados para conservar los huevos libres de hormigas, a las que les gusta la mielada segregada por los pulgones, a quienes protegen. La larva es ancha y semejante a una oruga con un color marrón irregular, tres pares de piernas cortas y unas mandíbulas largas, como pinzas (quijada).

Algunas especies de larva de crisopa se camuflan entre porciones de planta o pulgones muertos para esconderse de las hormigas. Cuando la larva pupa, se hila una tela entre la vegetación. Se dan dos generaciones al año y el imago hiberna durante el invierno, muy a menudo en las casas. Durante este periodo de reposo la crisopa se vuelve marrón, pero en la primavera vuelve a su color verde.

Regresar a Guía de Cultivo de Cannabis

Regresar a Resolución de Problemas

Regresar a Plagas de Insectos

Top cepas de exterior