Producto añadido con éxito a tu carrito de la compra.
Pagar

Mitos Sobre Las Deficiencias De Macro Y Micronutrientes

Deficiencias De Macro Y Micronutrientes

Todo cultivador debe estar bien informado sobre las deficiencias de macro y micronutrientes. La ignorancia podría matar, literalmente, a tus plantas de marihuana. Si las cosas salen mal, no hay un servicio de emergencia para el cannabis. Cuando tu marihuana necesita al Dr. Jardinero, no te puedes permitir perder el tiempo. Este es tu manual de referencia para las deficiencias de nutrientes.

DEFICIENCIA DE CALCIO

DEFICIENCIA DE CALCIO

DEFINICIÓN

La falta de calcio es una deficiencia de micronutrientes relativamente habitual para el cultivador de cannabis. Los cultivadores de coco e hidro tienen más probabilidades de sufrir problemas relacionados con este nutriente secundario porque el medio de cultivo es inerte. Quienes cultivan en sustrato tampoco son inmunes, ya que unas variedades de cannabis tienen mayor necesidad de calcio que otras, y pueden acabar rápidamente con las reservas de la tierra.

IDENTIFICACIÓN

El calcio es un nutriente inmóvil, pero su deficiencia puede llegar a propagarse de forma relativamente rápida por toda la planta. Esto se debe a que las plantas de marihuana utilizan el calcio para facilitar una variedad de procesos metabólicos y de descomposición. Los principales síntomas de una carencia de calcio son un crecimiento lento, unos tallos débiles, y unas manchas marrones en las hojas nuevas que se vuelven amarillas. Muy pronto, las hojas inferiores de la planta empezarán a mostrar manchas marrones si no se actúa con rapidez. Peor aún, las raíces se deteriorarán y se volverán más vulnerables a la podredumbre.

CAUSAS

Si el medio de cultivo es demasiado ácido, con un pH inferior a 6,0, las plantas sufrirán un bloqueo de micronutrientes. Pero si tienes controlado el pH, lo más probable es que el fertilizante que estás proporcionando a tus plantas contenga poco calcio, y tal vez también magnesio y hierro. No podemos confiar en que el agua del grifo contenga la cantidad necesaria de calcio en todos los países de Europa. El agua filtrada o embotellada tendrá el mismo déficit de calcio.

REMEDIO

La solución más sencilla es un suplemento de Cal/Mag. A excepción de algunas de las marcas de fertilizantes más caras, la mayoría de productos se deben complementar con micronutrientes específicos. Incluso si dispones de un suelo rico, muchas variedades necesitan grandes cantidades de calcio y magnesio durante la etapa de la floración, por lo que podrían requerir de ciertos suplementos.

DEFICIENCIA DE HIERRO

Deficiencia De Hierro

DEFINICIÓN

La deficiencia de hierro es una deficiencia de nutrientes secundarios y una amenaza constante para los cultivadores de coco. También puede ser problemática para los de suelo e hidro. El hierro es esencial para la fotosíntesis, ya que las plantas lo utilizan para producir clorofila y metabolizar los azúcares.

IDENTIFICACIÓN

La clorosis en forma de hojas superiores amarillas es el principal indicador de una deficiencia de hierro. Las hojas parecen amarillear desde su base, en lugar de comenzar en las puntas. Esta rareza debería ayudarte a diferenciar esta carencia de otras. El hierro es inmóvil, por lo que las plantas perderán vigor y sus hojas se empezarán a caer de arriba a abajo.

CAUSAS

La fibra de coco es un estupendo medio de cultivo, pero la deficiencia de micronutrientes suele causar dolores de cabeza a los cultivadores que utilizan este método. Probablemente, ya sabrás que puedes usar suplementos de Cal/Mag, pero todo el mundo se olvida del hierro. Los cultivadores de suelo e hidro también pueden encontrarse con problemas de deficiencia de hierro si el pH está fuera del margen adecuado.

REMEDIO

Los cultivadores de coco deben invertir en fertilizantes especiales para coco con el fin de evitar bloqueos y un exceso de fertilización. Muchas fórmulas para hidro y suelo no sirven para las plantas de cannabis que crecen en coco. Se recomienda regar con un nivel de pH perfecto, independientemente del sustrato que prefieras. Es más, a menudo es la solución ideal para la deficiencia de hierro causada por el bloqueo. Los cultivadores de coco/hidro necesitan un pH de 5,5-6,5, y los de suelo, de 6,0-7,0.

DEFICIENCIA DE COBRE

Deficiencia De Cobre

DEFINICIÓN

La deficiencia de cobre es una carencia mineral muy poco frecuente que se puede corregir fácilmente. Siempre que se detecte a tiempo. La deficiencia de cobre es tan rara que muchos cultivadores no saben qué les está ocurriendo a sus plantas de cannabis.

IDENTIFICACIÓN

Al principio, las hojas superiores parecerán sobrefertilizadas con los márgenes amarillos. Rápidamente, su parte verde se volverá de un extraño tono azulado metálico, o podría adoptar un aspecto blanquecino. No se trata de la típica clorosis asociada con otras deficiencias de nutrientes. Al ser un micronutriente inmóvil, el problema siempre empieza de arriba a abajo. Golpea durante la etapa de floración, en la que se desarrollarán flores muy poco densas.

CAUSAS

El exceso de riego y/o un desequilibrio del pH son las dos causas principales de esta rara deficiencia. Puede que el cobre se necesite en cantidades trazas, pero sigue siendo un elemento esencial. Sin el cobre, las plantas de cannabis no pueden sintetizar la plastocianina, que es una proteína de color azul necesaria para la fotosíntesis. Este bloqueo se puede dar con un nivel de pH fluctuante, mientras que el riego excesivo acaba con los oligoelementos del medio.

REMEDIO

Por fin tenemos una solución rápida. Solo hay que ajustar el nivel de pH al rango óptimo para el medio elegido (suelo: 6,0-7,0, coco e hidro: 5,5-6,5). Riega tus plantas únicamente en la medida de lo necesario, y mantén un ciclo de humedad-sequedad efectivo. No hay necesidad de proporcionar cobre a las plantas de cannabis. No estamos seguros de que ni siquiera exista dicho producto. Las hojas afectadas deberán eliminarse, ya que no se recuperarán.

DEFICIENCIA DE MANGANESO

DEFICIENCIA DE MANGANESO

DEFINICIÓN

El manganeso es un mineral que las plantas de cannabis necesitan en cantidades mínimas. La producción de clorofila y proteínas, así como la descomposición de las enzimas, no serían posibles sin el manganeso. El proceso de fotosíntesis también se verá afectado de forma negativa.

IDENTIFICACIÓN

El manganeso es inmóvil, por lo que las hojas más jóvenes serán las primeras partes afectadas. El nuevo crecimiento será lento. Los conjuntos de hojas nuevos se tornarán amarillos y desarrollarán manchas marrones, mientras que las nervaduras permanecerán verdes. Asegúrate de saber a lo que te enfrentas comparándolas con las hojas más viejas. Esto te ayudará a evitar hacer un diagnóstico erróneo.

CAUSAS

El bloqueo de nutrientes es la principal causa de la deficiencia de manganeso. Independientemente del sustrato que utilices, el manganeso solo puede estar disponible en la zona radicular en un margen de pH relativamente estrecho, de 6,0 a 6,5. El agua del grifo contiene cantidades traza, por lo que no hace falta comprar botes de fertilizantes.

REMEDIO

Aumentar el pH del agua hasta un 6,0-6,5 debería resolver este problema rápidamente. Tendrás que podar algunas de las hojas superiores, y el tiempo de recuperación no deberá exceder de unos cuantos días.

DEFICIENCIA DE MOLIBDENO

DEFICIENCIA DE MOLIBDENO

DEFINICIÓN

Al igual que el resto de oligoelementos esenciales, el molibdeno solo se necesita en cantidades ínfimas. El molibdeno ayuda a la marihuana a metabolizar el nitrógeno. Sin él, las plantas no pueden crecer sanas y fuertes.

IDENTIFICACIÓN

La carencia de molibdeno se refleja en una repentina y extraña decoloración de las hojas de la parte superior de la planta, que se vuelven amarillas y/o casi blancas, y comienzan a curvarse hacia adentro. El crecimiento nuevo se decolorará rápidamente. Si se deja sin tratar, las hojas acabarán con un tono oxidado, casi calcinado.

CAUSAS

Una vez más, el bloqueo de nutrientes es una pesadilla para cultivador de cannabis. Con un margen de pH distinto a 6,0-6,5, las raíces no podrán absorber el molibdeno, aunque esté presente en abundancia. Esta deficiencia particular es muy poco común, pero suele conducir al desastre. La falta de molibdeno se diagnostica a menudo cuando ya es tarde. A diferencia del manganeso, este oligoelemento es realmente móvil, y su deficiencia se puede propagar por toda la planta muy rápidamente.

REMEDIO

Mantener el pH adecuado en la solución nutritiva y usar agua del grifo deberían ayudarte a evitar esta deficiencia. Sin embargo, confundir la deficiencia de molibdeno con una de nitrógeno es un error muy frecuente. Además, también se ha vinculado a la deficiencia de fósforo. Las únicas medidas preventivas son un control estricto de los niveles del pH y el uso de fertilizantes específicos para marihuana. Deberás deshacerte del follaje necrótico. El nuevo crecimiento se atrofiará, pero la medida en que lo haga dependerá de lo rápido que reacciones. La carencia de molibdeno es difícil de corregir.

DEFICIENCIA DE NITRÓGENO

DEFICIENCIA DE NITRÓGENO

DEFINICIÓN

El nitrógeno es la "N" de los tres grandes macronutrientes. El trío completo se representa como N-P-K. Las plantas de cannabis necesitan nitrógeno a lo largo de todo su ciclo de vida, pero es en la etapa de crecimiento vegetativo cuando tiene mayor importancia. El nitrógeno es la clave para mantener un follaje verde exuberante y un desarrollo sano de los brotes. Si se deja sin tratar, la deficiencia de nitrógeno puede ser fatal.

IDENTIFICACIÓN

Al ser un macronutriente móvil, el nitrógeno se desplaza a donde más se necesita. Cuando las hojas inferiores de la planta comienzan a amarillear, marchitarse y caer, mientras que las nuevas siguen creciendo sanas, se trata de un problema de nitrógeno. Básicamente, la planta está agotando las reservas de nitrógeno de sus hojas adultas. La clorosis se puede propagar muy rápidamente de abajo hacia arriba, por lo que deberás actuar de inmediato.

CAUSAS

De una forma u otra, el culpable siempre es el cultivador. La deficiencia de nitrógeno es un mal autoinflingido causado por una incorrecta dosificación de los nutrientes básicos, un desequilibrio en el pH, o un fertilizante o sustrato inadecuados.

REMEDIO

En primer lugar, mantén a raya el nivel de pH del sustrato. 5,5-6,5 para los cultivadores de coco e hidro, y 6,0-7,0 para los de suelo. Como alternativa, invierte en un fertilizante autoregulable para marihuana. No compres el medio en un centro de jardinería, ya que el pH no es el adecuado para el cultivo de cannabis. Preparar al azar tu propio cóctel de macro y micronutrientes también es una mala idea. Lee siempre la etiqueta del fertilizante y sigue sus recomendaciones.

DEFICIENCIA DE FÓSFORO

DEFICIENCIA DE FÓSFORO

DEFINICIÓN

El fósforo es la "P" de los tres principales macronutrientes. La mayoría de cultivadores ya saben que el fósforo es esencial durante la floración para estimular la formación de flores. Sin embargo, una carencia de fósforo también inhibe la división celular y el desarrollo de las raíces, atrofiando el crecimiento tanto vertical como lateral. El fósforo es necesario durante todo el ciclo de vida de la planta. Una deficiencia de fósforo puede reducir considerablemente el peso de la cosecha. En el peor de los casos, puede ser letal de forma indirecta. Las plantas débiles y enfermas son mucho más vulnerables a las plagas y a los patógenos.

IDENTIFICACIÓN

El fósforo es otro macronutriente altamente móvil. Las plantas agotarán primero las reservas almacenadas en las hojas más antiguas de su parte inferior. Las hojas y los tallos tienden a adoptar unos colores muy peculiares, que no deben confundirse con los tonos provocados por la genética o el clima. Para empezar, las hojas inferiores se tornarán de un color verde oscuro e incluso un ligero tono azul con manchas irregulares de color marrón/púrpura. Puede que los tallos también se vuelvan rojos/morados. La salud y el vigor general de la planta se deteriorarán. Si no se trata, se propagará por todo el follaje de la planta. Además, si la deficiencia se convierte en un problema durante la floración, las flores no serán muy densas. No es un espectáculo agradable, pero sí una deficiencia fácil de identificar.

CAUSAS

Un exceso de riego, temperaturas bajas en el cuarto de cultivo, un ratio incorrecto de N-P-K o un desequilibrio en el pH, pueden conducir, de forma individual o en conjunto, a una deficiencia de fósforo. Lamentablemente, todas las posibilidades anteriores son errores del propio cultivador. Si te encuentras con una deficiencia de fósforo durante el crecimiento vegetativo, lo más probable es que estés regando en exceso, o que el pH se aparte demasiado del marco óptimo de 5,5-6,5 para coco/hidro y 6,0-7,0 para suelo.

Cuando se va a pasar a la etapa de la floración, es imprescindible reducir gradualmente el nitrógeno a la vez que se aumentan de forma simultánea el fósforo y el potasio. La mayoría de deficiencias de fósforo que se producen durante la floración son el resultado de errores que comete el cultivador con productos de refuerzo o al usar un fertilizante equivocado. Un brusco descenso de la temperatura también puede hacer que las plantas entren en estado de shock y conducir a un bloqueo en cualquier etapa del ciclo de vida de la marihuana.

REMEDIO

Simplemente adoptando un enfoque metódico y sistemático podrás evitar la mayoría de deficiencias de nutrientes. Si detectas una deficiencia de fósforo, deberás adaptar la solución a la etapa del ciclo de vida de la planta. Tendrás que ser capaz de detectar los síntomas rápidamente y corregir el riego y abono en consecuencia. Utiliza nutrientes especiales para cannabis durante el crecimiento vegetativo o floración, según sea necesario. Recorta las hojas muertas y moribundas, observa el comportamiento de la planta tras el riego, y sigue adelante.

DEFICIENCIA DE POTASIO

DEFICIENCIA DE POTASIO

¿QUÉ ES?

La deficiencia de potasio es peligrosa para el cultivo de marihuana. Una de las principales causas del bajo rendimiento del cannabis es la falta de potasio, o más bien, de potasio disponible. Esta deficiencia de macronutrientes puede causar estragos en las funciones metabólicas de las plantas, y también podría reducir la producción de terpenos. Las plantas jóvenes con carencia de potasio presentan una zona radicular débil y poco saludable, por lo que seguramente tendrán dificultades durante todo su ciclo de vida.

DEFICIENCIA DE POTASIO: CÓMO INDENTIFICARLA

El primer síntoma que presentan la mayoría de las plantas es un amarilleamiento de los bordes de las hojas. Al ser un elemento móvil, las deficiencias de potasio (K) comienzan por las hojas más viejas, en la parte inferior. La planta dirige el potasio disponible a las hojas más jóvenes. Esto se asemeja mucho a una ligera quemadura, así que asegúrate de inspeccionar las hojas de abajo a arriba.

DEFICIENCIA DE POTASIO: LA CURA

Los sustratos especiales para marihuana suelen ser muy ricos en potasio. Además, los abonos básicos de marcas conocidas están formulados con unas proporciones de N-P-K muy precisas, tanto para la fase vegetativa como para la floración del cannabis. Cuando se experimentan deficiencias en estas condiciones, lo más probable es que el cultivo esté afectado por un bloqueo de nutrientes. El potasio solo se puede absorber con un pH del suelo de entre 6,0 y 7,0. Los cultivadores de hidro y coco deberán mantener un nivel de pH inferior, de 5,5 a 6,5. La buena noticia es que un lavado de raíces con agua pura y pH equilibrado puede hacer que tus plantas se recuperen. Tras ello, deberás incorporar soluciones fertilizantes para evitar que vuelva a producirse.

MEDIDAS PREVENTIVAS

Si cultivas con sustratos hidropónicos en su mayoría inertes, con los que la fertilización de las raíces dependerá exclusivamente del productor, un exceso de riego podría eliminar el potasio. Así que asegúrate de mantener un ciclo de riego eficiente para evitar esto.

DEFICIENCIA DE AZUFRE

DEFICIENCIA DE AZUFRE

¿QUÉ ES?

Una deficiencia de azufre atrofia el crecimiento de la planta durante la etapa vegetativa y, si se deja sin tratar, acabará con los cogollos durante la floración. Esta deficiencia de micronutrientes no es muy habitual, pero puede convertirse en un verdadero dolor de cabeza para el cultivador novato y poco afortunado. Las plantas de cannabis necesitan azufre para producir clorofila y desarrollar un sistema radicular fuerte y robusto. Los procesos esenciales de la fotosíntesis y la transpiración no se pueden llevar a cabo sin él.

DEFICIENCIA DE AZUFRE: CÓMO IDENTIFICARLA

Al ser tan poco frecuente, la deficiencia de azufre se suele confundir con una deficiencia de nitrógeno. Al contrario que ésta, que comienza con un amarilleamiento de las hojas más viejas de la parte inferior de la planta, la deficiencia de azufre, que es inmóvil, se manifiesta en un amarilleamiento de las hojas más jóvenes y cercanas a la parte superior de la planta. Las plantas jóvenes se atrofiarán, y sus hojas serán más pequeñas y frágiles. También podrían presentar unas manchas rosadas en la parte posterior de las hojas. Si se dejan sin tratamiento, adquirirán un color marrón o rojizo y se caerán. Sufrir una deficiencia de azufre durante la floración puede ser horrible. La producción de cogollos se detiene. Los brotes nuevos se marchitan y mueren. El marrón de la parte superior de las plantas y sus escasas flores darán un aspecto lamentable a la plantación. Es la peor pesadilla para cualquier cultivador.

DEFICIENCIA DE AZUFRE: LA CURA

Afortunadamente, existe una solución rápida para la deficiencia de azufre, siempre que se haya diagnosticado correctamente y se actúe con rapidez. Como de costumbre, comienza con un lavado de agua pura con un pH equilibrado, seguido de una solución fertilizante específica para marihuana. Las raíces absorben mejor el azufre con un pH de entre 5,5 y 6,5. Un pH elevado es la principal causa de la mayoría de carencias de azufre. Si la has diagnosticado mal o el problema aparece durante la floración, necesitarás una operación de salvamento. Además de corregir el pH, deberás eliminar el material vegetal muerto o a punto de morir.

MEDIDAS PREVENTIVAS

Los cultivadores hidropónicos y de coco deben prestar especial atención al nivel de pH de la solución fertilizante y vigilar el comportamiento de las plantas tras su abono. La tierra es un poco más indulgente con un pH alto, y actúa como amortiguador para la zona de las raíces. Aunque una deficiencia de azufre puede afectar a una cosecha cultivada en el suelo, es mucho menos probable, sobre todo si se utilizan sustratos, fertilizantes y suplementos especiales para cannabis.

DEFICIENCIA DE ZINC

Deficiencia De Zinc

¿QUÉ ES?

El zinc es otro micronutriente que las plantas de marihuana necesitan solamente en cantidades mínimas. Sin embargo, la falta de zinc puede desacelerar el crecimiento de la planta durante la etapa vegetativa e impedir que se formen densos racimos de cogollos durante la floración. Los rendimientos se verán reducidos, y los cogollos que se desarrollen tendrán una estructura esponjosa y suelta. El cannabis necesita zinc para activar las enzimas y producir clorofila.

DEFICIENCIA DE ZINC: CÓMO IDENTIFICARLA

El zinc es inmóvil, y hará que las hojas más jóvenes se vuelvan amarillas entre las venas y que las puntas tengan un aspecto quemado. Los brotes nuevos se atrofiarán, y la distancia internodal será más corta, obligando a las hojas a agruparse en pares. Si no se trata, con el tiempo la planta dejará de crecer y adquirirá un tono amarillo desde su parte superior hacia abajo. Desarrollará flores esponjosas en lugar de racimos de cogollos compactos. Una vez más, al ser una deficiencia poco común, a menudo se confunde con una ligera quemadura.

DEFICIENCIA DE ZINC: LA CURA

En este caso, no hace falta ninguna pócima mágica. Basta con agua del grifo. La mayoría del agua del grifo limpia y potable contiene todo el zinc que necesitan tus plantas de cannabis. Siempre que el medio no se convierta en alcalino, el zinc estará disponible para las raíces. El pH del agua del grifo deberá ser de 5,5-6,5. Enjuaga las plantas con esa agua y continúa con la fertilización de forma habitual. Es probable que tengas que podar algunos brotes y hojas afectadas, dependiendo de lo que tardes en identificar la carencia de zinc.

MEDIDAS PREVENTIVAS

La única forma de estar seguro de no confundir una deficiencia de zinc con una quemadura es controlando la temperatura, la humedad relativa y la distancia entre la luz y la copa de las plantas. También deberás asegurarte de que el pH de la solución nutritiva no sea demasiado alto. Los nutrientes secundarios están disponibles para las raíces incluso cuando el sustrato es alcalino.

DEFICIENCIA DE BORO

Deficiencia De Boro

¿QUÉ ES?

Una deficiencia de boro suele arruinar el cultivo de marihuana en condiciones secas. Un clima o ambiente árido y seco, y un riego poco frecuente, pueden desencadenar una carencia de boro. Por otra parte, los plantones o esquejes recién trasplantados que crecen en un medio empapado también pueden sufrir una deficiencia de boro. Las plantas de cannabis necesitan cantidades residuales de boro para transportar los azúcares y, lo más importante, utilizar el calcio, el potasio y el nitrógeno. Si se deja sin tratar, podría resultar en otras deficiencias de macro y micronutrientes.

DEFICIENCIA DE BORO: CÓMO IDENTIFICARLA

Los síntomas de una deficiencia de boro son unas manchas marrones en hojas amarillentas y nuevos brotes que crecen de forma anormal en las plantas de cannabis maduras. Las primeras señales en una planta joven suelen ser un tallo flácido y unas hojas retorcidas.

DEFICIENCIA DE BORO: LA CURA

Algunas marcas de fertilizantes específicos para marihuana incluyen ahora suplementos de boro; la mayoría para plantones y trasplantes. Pero, si has tardado en identificar la deficiencia de boro, una ligera solución de estos productos podría ayudarte a recuperar el cultivo.

MEDIDAS PREVENTIVAS

La deficiencia de boro se puede evitar muy fácilmente. Es tan sencillo como utilizar agua del grifo, que contiene todo lo que necesitan las plantas de marihuana. Riega tu cultivo según sea necesario y no satures el sustrato de los plantones. La carencia de boro es muy poco frecuente, por lo que podrás prevenirla con un pH adecuado y evitando errores como olvidarte de regar las plantas o regarlas en exceso.