Product successfully added to your shopping cart.
Check out

Sistemas de secado Después de la cosecha 

Las flores de cannabis recién cosechadas no son exactamente marihuana, todavía. Para prepararlas para su consumo deben ser secadas, preferiblemente sin demasiado calor (de lo contrario los componente psicoactivos pueden ser dañados). El proceso tarda aproximadamente una o dos semanas y se debe llevar a cabo en un entorno apropiado.

Lo primero que debes recordar es que el secado del cannabis produce mucho olor – un olor bueno, en la mayoría de los casos, pero aun así rechazado por muchos. La mejor manera de secar tus plantas de cannabis, tras separar las flores de las hojas, es usar una red secadora especial colgada dentro de una caja de secado. Estos dispositivos son muy parecidos, en cuanto a su armazón, a las tiendas de cultivo – de hecho, si no cultivas de forma continua, puedes adaptar tu tienda de cultivo (quitándole la iluminación) y usarla como espacio de secado. Lo que se debe dejar en su sitio es el sistema de ventilación, ya que se encargará de que haya un flujo adecuado de aire (impidiendo la aparición de moho) y eliminará el olor – ¡asegúrate de que tu filtro de carbono funciona!

Grow Guide

 ...