¿Deberían Consumir Marihuana Las Mujeres Embarazadas?


Última edición :
Publicaciones :
Categorías : BlogCannabisCienciaEducación sobre drogas

¿Deberían Consumir Marihuana Las Mujeres Embarazadas?


Aunque es probable que nunca se realicen ensayos con cannabis en humanos y embriones en desarrollo, ya se ha identificado que fumar marihuana durante el embarazo produce riesgos significativos tanto para la madre como para el bebé. Esto incluye el riesgo de sufrir un aborto espontáneo y otros efectos a largo plazo en la salud del niño.

El impacto general del cannabis sobre la salud de la mujer es generalmente positivo. Los dolores menstruales son uno de los problemas contra los que los compuestos del cannabis son particularmente eficaces. Sin embargo, existe un período en la vida de la mujer en el que no debe consumir ningún tipo de cannabinoide. Durante el embarazo.

¿POR QUÉ UNA FUTURA MAMÁ QUERRÍA RECURRIR AL CANNABIS?

El embarazo puede ser una etapa emocionante. Se está formando una nueva vida. No obstante, para muchas mujeres, el embarazo también puede significar la aparición de efectos secundarios graves. Entre otros, dolor, náuseas y ansiedad.

Aunque el cannabis puede ser útil para controlar las náuseas, definitivamente es una mala opción para las mujeres embarazadas. Algunas matronas sugieren que el cannabis puede ser bueno para tratar las náuseas matutinas o la ansiedad relacionada con el embarazo. Sin embargo, la evidencia científica de diversos estudios ha demostrado que es una mala idea. Si bien la madre puede experimentar un alivio del síntoma a corto plazo, los efectos sobre el bebé pueden ser serios e incluso durar toda la vida.

PREOCUPACIONES DE SALUD DERIVADAS DEL CONSUMO DE CANNABIS DURANTE EL EMBARAZO

PREOCUPACIONES DE SALUD DERIVADAS DEL CONSUMO DE CANNABIS DURANTE EL EMBARAZO

Existe evidencia considerable que demuestra que el consumo de cannabis durante el embarazo puede producir anomalías congénitas. Estas incluyen anencefalia. Es una anomalía del tubo neural que causa una malformación cerebral grave. Aunque la anencefalia es una afección poco frecuente, se ha demostrado que los niños nacidos de padres que consumen marihuana tienen una mayor probabilidad de nacer con esa anomalía. En un estudio realizado en 2014 sobre 20.000 casos registrados entre 1997 y 2005, se descubrió que el índice de nacimientos con anencefalia era del doble en madres que fumaban hierba.

En 2011, en un estudio australiano con 25.000 mujeres, se descubrió que los hijos de madres que consumían cannabis tenían el doble de probabilidad de terminar en cuidados intensivos neonatales.

Muchos otros estudios también han concluido que el consumo de cannabis aumenta el riesgo de nacimientos de niños con bajo peso. Algunos estudios han descubierto evidencia de cabezas de menor tamaño. Esta afección también se conoce como microcefalia, que se asocia más comúnmente con el virus del Zika.

Las mujeres que consumen cannabis también tienen un mayor riesgo de experimentar un parto prematuro. Los efectos en niños asociados al consumo de cannabis durante el embarazo son suficientemente negativos para que cualquier futura madre se lo piense mejor antes de consumir hierba. Las consecuencias son de por vida. Parece que el motivo es el impacto del THC sobre el cerebro en desarrollo.

Por ejemplo, en un estudio canadiense de 10 años en niños de cuatro años de edad, se descubrió que el consumo de cannabis durante la gestación afectaba la memoria de los niños. Los niños cuyas madres habían consumido cannabis durante el embarazo obtuvieron resultados inferiores en las pruebas de memoria, aunque la inteligencia en general no parece haber sido afectada. Cuando fueron evaluados nuevamente a los 10 años de edad, los mismos niños demostraron tener un índice levemente mayor de hiperactividad, problemas de atención e impulsividad.

Estudios en ratones realizados en 2014 también demostraron que la exposición al THC en el útero alteraba las conexiones entre neuronas. Otros estudios han demostrado de manera concluyente que la marihuana puede alterar el desarrollo fetal de los seres humanos, en particular entre las semanas 18 y 22.

ARTÍCULO RELACIONADO
¿Conduce el Cannabis a una mejor función cognitiva?

Contrariamente a la creencia popular, un nuevo estudio sugiere que en realidad el consumo diario de cannabis mejora el rendimiento cerebral...

También se sabe que la marihuana afecta al desarrollo de los neurotransmisores del cerebro, a su bioquímica y a la absorción de oxígeno. En un informe del 2017, se descubrió que el THC puede afectar de manera negativa la estructura de los ojos del feto y su visión general.

Finalmente, el cannabis puede alterar la frecuencia cardíaca. Dado que el cannabis puede permanecer en el organismo de una persona hasta 30 días, el impacto sobre el feto puede ser considerablemente más prolongado de lo que se conoce.

Un informe integral sobre el impacto general de los cannabinoides sobre el embarazo, realizado por el Hospital General de Massachusetts en 2017, ilustra un panorama igualmente grave. Descubrió que el cannabis puede afectar a la fertilidad. El THC también puede perjudicar a la movilidad de las trompas de falopio. ¿Por qué? Los cannabinoides afectan a los movimientos musculares de las trompas de falopio. A su vez, esto aumenta las probabilidades de que se produzca un embarazo ectópico. El embarazo ectópico se produce cuando el embrión crece fuera del útero. El estudio también demostró que los cannabinoides pueden aumentar la probabilidad de sufrir un aborto espontáneo por motivos similares. Los datos también indican que el consumo de cannabis por parte de la madre afecta a la absorción de ácido fólico, al crecimiento celular y al desarrollo neural.

¿El resumen final? Las mujeres embarazadas deben mantenerse alejadas del cannabis. Aunque aún no hay estudios concluyentes, la evidencia ya es alarmante. El bajo peso al nacer y los partos prematuros se asocian al consumo de cannabis.

¿EL CANNABIS PRODUCE ANOMALÍAS FÍSICAS CONGÉNITAS?

Aún no hay una respuesta definitiva por varios motivos. No hay suficientes investigaciones al respecto. En cualquier caso, se ha indicado que el cannabis puede causar cambios físicos en el cerebro durante su desarrollo.

TABACO Y CANNABIS?

TABACO Y CANNABIS?

Hay una cosa que los estudios han comprobado definitivamente: las mujeres embarazadas deben evitar el tabaco por completo. Eso incluye la combinación con el cannabis. El índice de bajo peso al nacer y nacimiento prematuro se asocia directamente al consumo del tabaco durante el embarazo. Mezclarlo con cannabis no reduce estos riesgos.

ENTONCES, ¿ESTÁ BIEN CONSUMIR CANNABIS DURANTE EL EMBARAZO?

La realidad es que los médicos se niegan a aconsejar el consumo de cannabis durante el embarazo. Incluso con fines terapéuticos. Existen muchas indicaciones de peligro. No obstante, es difícil encontrar estudios concluyentes, a pesar de la legalización del cannabis. ¿El motivo? Es poco ético realizar estudios de doble ciego debido a los posibles riesgos que representaría para el feto.

Además, no está claro si el consumo de CBD u otros cannabinoides alteraría significativamente los resultados. ¿Por qué? No hay suficientes investigaciones al respecto. Eso puede cambiar en el futuro, en particular debido a que se ha comprobado que el CBD, que no es psicoactivo, es muy beneficioso, y que se ha utilizado con éxito en pacientes pediátricos con síndrome de Dravet (un tipo raro de epilepsia).

¿En el presente? Mejor tener cuidado. No consumas cannabis si crees estar embarazada. Existen otros remedios, incluso a base de hierbas, que funcionan bien sin provocar esos riesgos asociados.

¿ESTÁ BIEN CONSUMIR CANNABIS DURANTE EL EMBARAZO?

Marguerite Arnold

Escrito por: Marguerite Arnold
Con años de experiencia escribiendo a sus espaldas, Marguerite dedica su tiempo a explorar el sector de la marihuana y los avances del movimiento por la legalización.

Infórmate sobre nuestros escritores

Productos Relacionados